La Serenísima República de San Marino es uno de los países más pequeños del mundo que se encuentra en mitad de otro país: Italia. Te invitamos a saber más sobre San Marino y por qué no, a visitarlo y conocer cada uno de sus rincones.

Datos generales sobre San Marino:

  • Idioma oficial: Italiano.
  • Capital: Ciudad de San Marino.
  • Superficie: 61’2 kilómetros cuadrados.
  • Organización política: República Parlamentaria con dos jefes de Estado.
  • Todo el país en sí está declarado Patrimonio de la Humanidad.
  • Forma parte del espacio Schengen.

¿Qué ver en San Marino?

Plaza de la libertad. Es la plaza principal de San Marino y desde ella se puede vislumbrar la ciudad desde lo más alto e incluso el mar. Allí podemos encontrar buenos restaurantes y una de las estatuas más conocidas del escultor Stefano Galletti.

Palazzo Pubblico. Se encuentra en la propia plaza de La Libertad, siendo el Ayuntamiento de la ciudad y es catalogado como uno de los edificios más bonitos del casco antiguo de San Marino. Recomendamos sin duda aprovechar la visita para ver el cambio de guardia.

Torre Guaita. La Torre más antigua de la zona amurallada de San Marino y también la más famosa. Es una buena imagen de las reminiscencias medievales de San Marino y se encuentra en muy buen estado de conservación. Recomendamos comprar su entrada en combinación con la entrada de la Torre Cesta para que salga más económico.

Torre Cesta. Tras una preciosa senda y en lo alto de la colina del Monte Titano encontraremos esta Torre. Desde ella podemos contemplar las otras dos famosísimas Torres de San Marino y visitar el Museo de Armas de la ciudad; visita obligada para todos los turistas.

Torre Montale. La tercera torre más emblemática del país. La más pequeña de todas y la más nueva. Lo que la diferencia de las demás es que no está abierta al público.

Monte Titano. Perteneciente a los Alpes Apeninos, el Monte Titano es la montaña más alta de la República de San Marino y su gran emblema son las tres torres de las que ya hemos hablado y la gran muralla que lo recorre. ¿Lo mejor de subir? Las vistas, poder ver el mar a lo lejos y sentirse en un auténtico cuento de hadas.

Basílica de San Marino. Una pequeña pero preciosa Basílica de estilo neoclásica dedicada a San Marino: patrón y fundador de la ciudad. Da un toque clásico al estilo medieval que se exhala por todo el país. Como siempre, en cada viaje siempre es recomendable visitar al menos uno de los sitios de culto que hay, para terminar de comprender aquello que no ven los ojos de cualquier turista.

Museo del Emigrante. Totalmente gratis. Sí, habéis leído bien: gratis. Es un museo que debería existir en cada país para recordar a todos aquellos que formaron parte de los grandes éxodos por culpa de las dificultades económicas que pudieron haber en un pasado. Es una conmemoración y un viaje en la historia dedicado a todos aquellos que tuvieron que partir.

¿Cómo llegar a San Marino?

Dado que como ya hemos dicho, San Marino es un país que se encuentra dentro de otro país y podemos visitarlo con profundidad en uno o dos días. La recomendación que os damos es que lo visitéis en coche de alquiler desde Italia con una empresa de confianza como por ejemplo es Sixt.

No obstante. Hacemos una lista de los aeropuertos más cercanos:

¿Dónde alojarse en San Marino?

La oferta hotelera de San Marino no es tan amplia como la de otros lugares porque nos encontramos en un lugar que no es excesivamente grande ni excesivamente turístico. No obstante, no hay que rebuscar mucho en los buscadores de alojamiento para ver que la mayoría de hoteles, apartamentos y B&B poseen críticas maravillosas ¡Desde luego estamos ante un país de grandes anfitriones! Esta es nuestra selección de hoteles:

  • Titano Suites. En el corazón de la zona más auténtica de la Città de San Marino, se encuentra este maravilloso pero sencillo hotel alzado sobre un increíble edificio medieval. No te dejes engañar, dentro tiene hasta la última comodidad y modernidad que harán de tu estancia en San Marino una auténtica delicia. En el propio hotel hay dos restaurantes de renombre donde podrás degustar platos autóctonos. Reserva aquí.
  • Hotel Rosa. Si algo caracteriza a los lugares «pequeñitos» es que suelen ser muy acogedores. Esto pasa con este cálido y bonito hotel, que te ofrece una experiencia hogareña a un precio increíble y unos desayunos con vistas a los mejores amaneceres del Monte Titano. Reserva aquí.

¡Cuatro comidas típicas que debes probar!

Sin duda alguna la comida de San Marino tiene ha recibido mucha influencia de la cocina italiana. Sin embargo, hay platos típicos que tienes que probar obligatoriamente en tu visita a San Marino. ¡Si no lo haces no podrás decir que has visitado el país! Estas comidas son: el conejo asado con hinojo, la varetta (Tarta de chocolate, praliné, avellana y galleta), la piadina (pan de pita con mozzarella y más toppings) y el cacciarelli (flan en versión italiana).

¡Esperamos que os haya gustado y sobre todo, como siempre decimos, que haya sido útil!

Categories: Sin categoría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *